Introducción

Yacimiento arqueológico es aquel espacio geográfico en el que han vivido los grupos humanos en el pasado, y es reconocible porque en el han quedado abandonados los desechos que generaron en su vida diaria.

Como es posible que los agentes naturales hayan modificado el espacio geográfico, se ha llegado al consenso para considerar yacimiento arqueológico según estos criterios:

  • Elaboración indudable de objetos.
  • Fiabilidad del contexto geográfico (material “in situ” o datación incontestable).
  • Datación por varios métodos que se complementen.

Yacimientos con más de 2 m.a.

Los primeros yacimientos que reúnen estas características se localizan en África, al final del Plioceno, hace 2,6 m.a.

  • Kada Gona (2,5 m.a.)
  • Formación Omo (2,68 y 2,36 m.a.)
  • Turkana Oeste (2,35 m.a.)

Existe una industria documentada antes de 2 m.a. en África Oriental.



Ocupaciones entre 2 y 1,5 m.a.

  • H.A.S. (Hippopotamus Artefat Site) entre 2 y 1,5 m.a.
  • K.B.S. (Kay Bohrensmeyer Site) entre 2 y 1,5 m.a.
  • La garganta de Olduvai
  • Lecho I (1,8 – 1,7 m.a.)
  • Lecho II (1,7 – 1,4 m.a.)

Olduvai era un lugar entorno al cual existían llanuras, acumulándose agua en algunas depresiones y en consecuencia generando vegetación de bosque.

Interpretaciones de las acumulaciones de huesos y piedras

El H. habilis se asocia con la utilización de herramientas de piedra, lo que hizo posible el aprovechamiento de alimentos hasta ese momento ina ccesibles. La competencia con otros depredadores suponía una presión permanente. Los útiles de piedra son la fuente de información que mejor se conserva del pasado.

Junto con el H. habilis coexistía el Paranthropus, gracias a la diversidad en el régimen alimentario podían coexistir las dos especies.

Los útiles de piedra se encuentran junto con huesos de grandes animales (eran transportados a grandes distancias). Había una situación de competencia constante, ya que a veces encontramos señales de dientes de animales que se superponen a los de los útiles de piedra.

Al interpretar en términos de conducta humana las acumulaciones de huesos y piedras que se documentan con el H. habilis, se generan 4 posibles escenarios:

  • Lugar de forrajeo central o campamento base: es el lugar donde un grupo de homínidos se establece, convirtiéndose en un punto de reunión, intercambio de información, elaboración de herramientas, cuidado de crías (vida social), esto implica la división del trabajo. La crítica de este planteamiento es que se proyecta un comportamiento moderno de cazadores-recolectores sobre un pasado de hace 2 m.a.
  • Itinerarios de forrajeo: esta teoría afirma que los H. habilis no mataban a los animales, sino que carroñeaban las piezas cazadas por otros carnívoros. Los campamentos base serían lugares donde se lleva el alimento para comerlo a salvo de la competencia de otros depredadores.
  • Escondrijos de piedras: crean escondrijos para guardar piedras y material del área de forrajeo des de las fuentes donde se aprovisionan. Es una estrategia para disponer de piedras y de comida al mismo tiempo y en el mismo lugar.
  • Acumulaciones accidentales: los huesos y las piedras no son más que acumulaciones accidentales que se han producido a lo largo del tiempo.

Comportamiento de los primeros Homo

  • Modelo de reciprocidad alimentaria (Isaac): La especie humana difiere de sus parientes más próximos por divergencias de comportamiento, y dos son las pautas:
  1. Compartir el alimento
  2. División del trabajo
  • Particularidad de la conducta humana (Domínguez): los sistemas sociales humanos comparten una dinámica común caracterizada por:
  1. Cooperación
  2. Solidaridad

Los individuos que conforman el grupo se encuentran en un estado de interdependencia, las carencias de unos son suplidas mediante la interacción de reciprocidad de otros.